La Policía Local de Calasparra desmantela una rede de extorsión

0
61

Según fuentes de la Concejalía de Policía y Seguridad Ciudadana del Ayuntamiento de Calasparra, el pasado viernes, día 21 de marzo, la Policía Local de Calasparra, procedió a la detención de varios miembros de una familia de etnia gitana, vecina de la localidad, que presuntamente venía dedicándose desde hace varios meses a actividades que podrían ser constitutivas de ilícito penal, en particular, vendrían realizando negocios jurídicos fraudulentos tales como venta de vehículos y maquinaria a particulares, percibiendo cantidades a cuenta del precio total, apropiándose de las mismas, sin llegar a hacer entrega del bien objeto de transacción, así como, en otras ocasiones, aprovechándose de cualquier relación o incidente previo con un tercero, tal como la supuesta venta de sustancias estupefacientes para, con posterioridad amedrentar al comprador para que realice actos de disposición económica contra su voluntad, bajo amenaza de recibir una paliza caso de no cumplir con lo exigido;  actividades que pueden encuadrarse en el tipo penal de la estafa, amenazas y de la extorsión respectivamente.

MIEDO A DENUNCIAR: No existiendo denuncias previas de los numerosos perjudicados de esta trama, la Policía  Local de Calasparra inició gestiones tendentes a averiguar la identidad de posibles víctimas, con objeto de recibirles denuncia, esclarecer los hechos y, si estos fuesen presuntamente constitutivos de delito, proceder a la detención de los autores y ponerlos a disposición judicial.

Tras realizar varias entrevistas con personas que podían haber sido víctimas de esta conducta, la Policía Local de Calasparra encontró oposición  por parte de algunos de ellos a denunciar los hechos, arguyendo que no deseaban tener problemas con los presuntos autores, manifestando algunos de ellos temer incluso por su integridad física caso de presentar denuncia, aun habiendo perdido cantidades de dinero considerables.

IDENTIFICACIÓN DE VICTIMAS: Si bien lo anterior, cinco de las víctimas de esta presunta actividad delictiva organizada se armaron de valor, denunciado los hechos ante el Cuerpo de Policía Local, concluyéndose de la posterior investigación, que los hechos denunciados podrían ser constitutivos de delitos continuados de, en unas ocasiones estafa, y en otros de extorsión, en este último caso mediante el empleo de amenazas.

La operación policial concluyó con la detención e imputación de un total de cinco miembros de dicha familia como presuntos autores de estos delitos, siendo puestos a disposición del Juzgado de Guardia de Caravaca de la Cruz, no descartándose otras detenciones por los mismos hechos.

 

Comments