La inundación de una guardería en Bullas le costará al instalador 14.300 euros

0
106

El fabricante y el instalador de una válvula de corte o llave de paso colocada en una guardería de Bullas deberán pagar una indemnización de 14.300 por los desperfectos que causó en las instalaciones la rotura de la misma y una posterior inundación, según la sentencia dictada por la Audiencia Provincial de Murcia.

La sentencia, confirma así la que el Juzgado de Primera Instancia de Mula dictó en noviembre de 2011, que estimó la demanda formulada por la empresa “F.C.E.L.L., S.L.L.” contra la sociedad “T., S.A.” y el instalador.

Afirma la Audiencia que los demandados formularon sendos recursos de apelación ante la Audiencia, atribuyendo la empresa lo ocurrido a un exceso de presión al colocarla o a un descuido de alguien que habría dejado el grifo abierto, mientras que el fontanero echó la culpa a la deficiente calidad de la válvula.

Comments